Tanto amor, Amado Nervo

Publicidad
Hay tanto amor en mi alma que no queda
ni el rincón más estrecho para el odio.
¿Dónde quieres que ponga los rencores
que tus vilezas engendrar podrían?

Impasible no soy: todo lo siento,
lo sufro todo...Pero como el niño
a quien hacen llorar, en cuanto mira
un juguete delante de sus ojos
se consuela, sonríe,
y las ávidas manos
tiende hacia él sin recordar la pena,
así yo, ante el divino panorama
de mi idea, ante lo inenarrable
de mi amor infinito,
no siento ni el maligno alfilerazo
ni la cruel afilada
ironía, ni escucho la sarcástica
risa. Todo lo olvido,
porque soy sólo corazón, soy ojos
no más, para asomarme a la ventana
y ver pasar el inefable Ensueño,
vestido de violeta,
y con toda la luz de la mañana,
de sus ojos divinos en la quieta
limpidez de la fontana...

>> Siguiente >>

Análisis

El poeta está lleno de amor. La mujer que ama le ha hecho daño y se pregunta qué sentir hacia ella por lo que le ha hecho. Él es una persona con sentimientos y le afecta lo que ha hecho la mujer. Pera el poeta decide que es mejor amar, olvidar y no llorar, como hacen los niños.

Publicidad

El poeta sólo siente amor y se da cuenta de que lo negativo no le afecta ni desea apartarlo de su vida. Lo sucedido si le hace apartarse de todo aquello que quiera hacerle daño. Quiere tener la mirada limpia, ver la belleza, el color que le rodea y sentir el amor de nuevo en una mirada limpia y sincera.

El poeta nos habla de dos temas fundamentales. Por un lado está el desengaño amoroso. La persona que llamaba se ha ido haciéndole daño. No se nos indica en ningún momento las razones por las que ella lo abandona ni las que han hecho que el poeta sufra. Sin embargo le han afectado de una manera importante.

El segundo tema es el relativo a cómo enfocar la vida: por un lado podemos hacerlo de la manera sufriente, dolorosa, sintiéndonos permanentemente mal por haber sido abandonados, por el daño que nos ha causado la pérdida, etcétera. La otra, que es la postura que adoptan el protagonista del poema, es la de seguir adelante con su vida y viendo lo mejor de cada uno de nosotros, de cada una de las personas que pasen por su vida.

Al mismo tiempo, expresa que para sentirse mejor consigo mismo también es importante apartar de él cualquier persona que pueda aportar negatividad a su vida. Se da cuenta que, en el fondo, no era feliz y siente que la ruptura, en el fondo, ha sido como una liberación personal para él, desde el punto de vista sensible y espiritual.

Es por ello que toma la decisión de enfocar su vida encontrando lo mejor de cada una de las personas que conozca a lo largo de su trayectoria vital. Quiere buscar la felicidad y el amor nuevamente, sin juzgar a nadie, sin pensar que puede hacerle sufrir. Siente que es más fuerte que eso, siente que quiere dar felicidad y amor a los demás.


Volver Inicio