Cobardía, Amado Nervo

Publicidad
Pasó con su madre. ¡Qué rara belleza!
¡Qué rubios cabellos de trigo garzul!
¡Qué ritmo en el paso! ¡Qué innata realeza
de porte! ¡Qué formas bajo el fino tul...

Pasó con su madre. Volvió la cabeza:
¡me clavó muy hondo su mirada azul!

Quedé como en éxtasis... Con febril premura,
«¡Síguela!», gritaron cuerpo y alma al par.

...Pero tuve miedo de amar con locura,
de abrir mis heridas, que suelen sangrar,
¡y no obstante toda mi sed de ternura,
cerrando los ojos, la dejé pasar!

>> Siguiente >>

Análisis

Nos encontramos ante un poema del gran escritor mexicano José Amado Ruiz de Nervo (Tepic, 1870 – Monteviedo, 1919). Nervo empezó a estudiar en el seminario de Zamora hacia el año 1886 pero en 1891 se vio obligado a dejar sus estudios debido a la difícil situación económica que atravesaba. Esta experiencia en el seminario marcó de manera significativa la primera etapa poética inspirada en la espiritualidad religiosa y en el misticismo. Fue considerado un poeta modernista e “hijo literario de Rubén Darío”, a quien conocería en París. Fundó junto a Jesús Valenzuela La Revista Moderna. En 1900 se marchó a París para trabajar como corresponsal, donde se relacionó con otros artistas modernistas. En dicha ciudad conoció a su mujer, Ana Cecilia Luisa Daillez, pero por desgracia murió en 1912. El dolor experimentado tras la muerte de su amada fue de gran inspiración para su poemario La amada inmóvil. Cuando regresó a México trabajó como diplomático y vivió en diferentes países: Argentina, España… etc.

Publicidad

Su obra está dividida en tres grandes etapas: la primera vendría marcada por la espiritualidad y la religión; la segunda corresponde a su etapa en París y expresa su mexicanidad; la tercera etapa se caracteriza por las influencias europeas y de otros países de Latinoamérica.

También escribió prosa: novelas, ensayos y cuentos, de entre lo que destacamos su obra de El bachiller.

Este poema se compone de doce versos dodecasílabos agrupados en tres serventesios con el siguiente esquema métrico: ABAB ABCD CDCD. El tema fundamental del poema es el miedo a sufrir por amor, la seguridad que tiene el poeta en que aquel que ama está condenado a sufrir y es por tanto preferible evitar el encuentro amoroso. Cobardía a amar… necesidad de huir en silencio del amor. Quizás este poema pertenezca a su tercera etapa ya más alejada de los poemas místicos y religiosos.

La primera estrofa pertenece a la introducción, la segunda al nudo de la historia que acontece y la tercera al desenlace. En primer lugar se produce el encuentro: el poeta admira a su amada mientras pasa ante él con su madre. Se fija en su manera de andar “qué ritmo en el paso” (verso 3) y en sus cabellos rubios e imagina su figura (verso 4). Después sus ojos se encontraron “¡me clavó muy hondo su mirada azul!” (verso 6) y él quedó enamorado “Quedé como en éxtasis” (verso 7) y su instinto lo llamaba a seguirla. Pero en la tercera estrofa vemos que no tuvo el valor (verso 9) e hizo un gran esfuerzo para dejarla pasar evitando así ser víctima de los dolores y heridas que causan el amor: “cerrando los ojos la dejé pasar” (verso 12).

Apreciamos el recurso estilístico de la anáfora cuando repite en los versos uno y cinco “Pasó con su madre”; paralelismo en todos los versos de la primera estrofa; metáfora por ejemplo en el verso número 6: “¡me clavó muy hondo su mirada azul!”; y sinestesia en el verso número 11: “toda mi sed de ternura”.

Sólo nos quedaría, tras la lectura de este poema, valorar si realmente el amor únicamente lleva consigo sufrimiento o si en cambio merece la pena arriesgarse. Si Nervo considera su comportamiento cobarde, está reconociendo por tanto que debería haberse atrevido… Lo que está claro es que también está sufriendo al dejarla marchar.


Volver Inicio